Entrevistas

La NOTA

“Signore per favore, ¿posso giocare?”

El día en que la poderosa Selección de Italia enfrentó al Sportivo Italiano en la Bombonera y estuvo 70 minutos sin poder hacer un gol.

Italia 1 – Sportivo Italiano 0.

Jorge Elmer Banki, quien fuera director técnico del Sportivo Italiano, cuenta en su libro “Detrás del túnel” que en el entretiempo del recordado partido jugado el 27 de mayo de 1978 se le acercaron a hablar diferentes personas preocupadas por lo que estaba sucediendo.
El encuentro hasta ese momento estaba 0 a 0 y los 40 mil espectadores que habían ido al estadio Alberto J Armando en La Boca a ver a su selección golear estaban sorprendidos por la paridad en el marcador al igual que algunos dirigentes del club y parte de la delegación italiana.
La fiesta que habían organizado la colectividad, la AFA y la Federación Italiana con la colaboración del presidente de Boca Juniors quien les cedió la Bombonera al precio figurativo de 1 lira, venía desarrollándose de la mejor manera.
Era una celebración de toda la comunidad italiana donde tuvieron la posibilidad de desfilar representantes de distintas escuelas, federaciones regionales, grupos de bailes con sus trajes característicos y hasta ex combatientes de la segunda guerra mundial ante un marco lleno de banderas y distintivos de colores rojo, blanco, verde y azul.
Justo ahí nomás del puerto donde arribaron miles y miles de italianos a estas tierras, un partido de fútbol, con el anécdota de ser el primero donde se utilizó la pelota Tango, era la excusa perfecta para unirse y visibilizar a quienes tuvieron que escaparse de la guerra, ya que la cita contaba con más de 2 mil periodistas de todo el mundo y con la televisación a color para todo Europa y América.
Pero lo que debía ser una exhibición en la cual la selección dirigida por Enzo Bearzot, que contaba con figuras de la talla de Dino Zoff, Gentile, Antognini, Bettega y Paolo Rossi entre otros, se luciera frente a un equipo humilde de la segunda división del fútbol argentino, no lo fue.
Durante los primeros 45 minutos, la Selección Italiana intentó atacar y abrir el marcador pero no pudo a causa del planteo de Banki y de las grandes actuaciones del arquero Juan “Chino” Benítez y la defensa conformada por Cejas, Della Pica, Bergessio y Martinuccio que hasta tuvo la oportunidad de probar al gran Dino Zoff desde media distancia .

"Los mediocampistas y delanteros mediante su presión también colaboraban con la defensa y confluían en un sistema que le daba a los italianos de su propia medicina: un catenaccio pero ítalo argentino. Esta situación empezó a preocupar a los organizadores y se lo hicieron saber a Banki.”

“En el descanso vinieron a verme al vestuario los dirigentes de mi club visiblemente molestos por el resultado parcial y me dijeron: “Don Elmer, nunca lo molestamos, pero nosotros prometimos a la asociación italiana que sería un partido de exhibición, no quedaremos bien si nosotros ganamos.
Haga algo, por favor”. Yo no les dije nada a mis jugadores. Recuerdo que cuando salí a la cancha, después del entretiempo, el entrenador italiano, Bearzot, se acercó y me dijo en italiano: signore, per favore ¿posso giocare? (señor, por favor ¿puedo jugar?)” narra el entrenador húngaro en su libro.
Fue así que entendiendo la situación, en el segundo tiempo, realizó 3 cambios que desarmaron un poco al equipo y permitieron que a los 20 minutos, Bettega dominara una pelota en el área y definiera con maestría de taco para poner el 1 a 0 que hizo estallar a la Bombonera.
El partido terminó con ese resultado y los italianos que acudieron al estadio se fueron felices por la belleza del gol del delantero pero un poco preocupados por el rendimiento de sus jugadores ante un equipo de la colectividad que militaba en la segunda división del fútbol argentino.
Tres días después, comenzó el Mundial que terminó ganando la Selección Argentina y que tuvo a Italia en el cuarto lugar. Ese equipo que jugó contra el Sportivo Italiano fue el germen del Italia campeón de 1982 con un Paolo Rossi brillante.
“Tuve en el primer tiempo 5 atajadas muy buenas, pudieron haber hecho otros goles pero sólo pudieron hacer un gol y de otro planeta. La selección de Italia tenía una jerarquía tremenda pero se enfrentaron con un equipo con muchas ganas y de buen rendimiento. Se dio un 0 a 0 casi 70 minutos, no lo podían creer. Se escuchaban gritos de todos lados y en algunos momentos en que teníamos la pelota gritaban ole, ole” recuerda quien fue la gran figura de la cancha, el arquero Juan “Chino” Benítez.
Ese equipo del Sportivo Italiano también dio sus frutos ya que en el campeonato del 79 terminó siendo subcampeón de Tigre pero no pudo conseguir el ascenso a la Primera División porque la AFA dispuso sólo uno ese año.
¿Qué hubiese pasado si Jorge Elmer Banki no hubiese hecho tantos cambios? Nunca lo sabremos pero ese partido siempre va a quedar en el recuerdo de todos los hinchas de nuestro querido Sportivo Italiano como el dia en que la Selección de Italia no nos podía meter un gol.

Estas fueron las formaciones de ese día histórico:

ITALIA: Zoff, Gentile, Bellugi, Scirea, y Maldera, Tardelli, Benetti, Antognoni, Causio, Graziani y Bettega.
DT: Enzo Bearzot.
Suplentes: Bordon, Cuccurredu, Pecci, Manfredonia, Coti, Claudio Sala y Pulici. Cambios: Cabrini por Maldera, Zaccarelli por Tardelli y Paolo Rossi por Graziani.

SPORTIVO ITALIANO: Benítez, Cejas, Bergessio, Della Pica, Martinuccio, Álvarez, Redondo, Díaz, Valdivia, Viola y Candau.
DT: Jorge Elmer Bank
Suplentes: Torres, Aguilera, Menghini, Samasa, Lanari y Ponce.
Cambios: Almeida por Redondo, Cabrera por Viola y Rivero por Candau .


Jorge "Ayrton - Ukelele" Comadina

Jorge Sebastian Comadina, 31 años
Escritor, Periodista, Lic. en Comunicaión
TV Canal 26, Radio Sur 88.3
Notero de Depitaliano.com.ar
Mail: jscomadina@yahoo.com.ar
Twitter: @comadinajs

  • Encontranos:

Tweets Destacados

Encuentranos en: @depitaliano1